A Madrid le faltan mil y un besos que dar.

A Cristina , que su invierno acaba de empezar.

¿Qué sucede cuando una mañana te despiertas y el verano ya no esta?

Cuando te han robado el final

Cuando a Madrid le faltan mil y un besos que dar

Cuando no hay sol de otoño ni lunares que contar

Cuando el espejo no te conoce

Cuando te gustaría fugarte

perderte en un bosque

y dejar todo atrás.

Cuando ya no es

Cuando ya no será.

Sucede que en tu cama llueve en gris y negro

y no hay mariposas con las que jugar

el café se enfría

y las noches no quieren, no te dejan volar.

Sucede que hay que alejarse

al país de nunca jamás.

Sal de tu cueva , Cristina

que no te asusten las dudas

y déjate achuchar.

Piensa en el mar.

Leè

Crea

Camina

y no te olvides ( NUNCA) de bailar

Un día te despertarás con ganas de gritar ,

de andar descalza ,

de olvidar,

de volverte a enamorar.

Que a  Madrid le faltan muchos besos

y a ti aún te quedan mil y uno que dar.

¿Te ha gustado? ¡ Compártelo !Share on FacebookPin on PinterestTweet about this on TwitterShare on Tumblr

1 Comment

  1. […] A Madrid le faltan mil y un besos que dar  […]

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *